TIENE EN SU CESTA DE LA COMPRA

0 artículos

en total 0,00 €

LO LLAMABAN MOBA
Título:
LO LLAMABAN MOBA
Subtítulo:
Autor:
BARRANCO REYES, JESÚS
Editorial:
EDICIONES EUROPEAS
ISBN:
978-88-9384-961-6
Páginas:
372
Disponibilidad:
En stock. Disponibilidad inmediata
16,90 € Comprar

Sinopsis

¿Dónde está el límite entre la realidad y la fantasía? ¿Existe tal distinción? Según algunas corrientes orientales, todo es una ilusión.Y al mejor estilo de Hogwarts, Tincos y sus amigos se preparan para hacer uso de sus talentos en un reino que se extiende en las tierras difusas de la web. En su caso, no hay varitas mágicas ni encantamientos, mas computadoras y videojuegos. Esa es la pasión del protagonista, un chico de 17 años, digno exponente de la Generación Gamer. Porque, los Multiplayer Online Battle Arena, lejos de ser meros pasatiempos, son parte de su cotidianidad y, a la vez, el campo para que demuestre su inteligencia, perspicacia y su sentido de justicia. Claro, esta afición solo es comprensible para quienes saben que, como en la vida misma, lo importante no es lo evidente. En el caso de Tincos y sus compañeros, jugar es solo un pretexto y un modo de atravesar la adolescencia y, con ello, de vivir el primer amor, la amistad, la camaradería y la vida escolar. En Lo llamaban Moba, Jesús Barranco Reyes abre la puerta a una dimensión paralela, que representa un antes y un después. Todo un rito de iniciación para el protagonista, quien, entre kills, retornos a la base e invocaciones a poderes mágicos, logra conocer valores como la solidaridad, el compañerismo, la compasión y la perseverancia. No en vano, el autor cita al pediatra y psicoanalista Donald Woods Winnicott quien afirmaba que “Es en el juego y solo en el juego que el niño o el adulto como individuos son capaces de ser creativos y de usar el total de su personalidad, y solo al ser creativo el individuo se descubre a sí mismo”. Finalmente, Lo llamaban Moba es una historia que contada con el tono fresco de un adolescente nos invita a hacer un viaje dentro de un viaje, a vivir una aventura única, y a reír y a sentir ternura y curiosidad, a partes iguales, ante las vivencias que tienen lugar, casi al mismo tiempo, en Viena y en un lugar impreciso del cosmos digital.